martes, 12 de mayo de 2009

SIGA LA LINEA ROJA


De camino a mi despacho he oído al compañero telefonista, que está en la ventanilla de información a la entrada del hospital, indicar a un paciente el camino para no sé donde, y he pensado en lo práctica que es la señalización que tienen algunos hospitales (yo los he visto en Cataluña, pero no sé si habrá en otros hospitales de España), a base de lineas de colores en el suelo, que llevan a un sitio u otro. Por ejemplo, si quieres ir a Rayos, tienes que seguir la linea azul, si vas a Extracciones, la verde, y así sucesivamente....

Y entonces me he acordado de una anécdota que me contó Josema, acaecida en uno de esos hospitales, en Barcelona. Anécdota que supongo que entenderán mejor los que conozcan dicha ciudad, pero no obstante, aquí la pongo, con pistas para los neófitos.

El caso es que les llego un señor con una muestra de orina, preguntando por el lugar donde se recogían las muestras, y en información, muy amablemente, le dijeron “Siga la linea roja, hasta el fondo”.

El buen señor se despidió y se marchó, y un par de horas después, volvió muy enfadado y les dijo “¡Oigan, he hecho lo que me han dicho, me he ido al metro, he cogido la linea roja, me he bajado en Fondo, y allí no había ningún sitio dónde dejar la muestra!!!”

3 comentarios:

Han Solo dijo...

ya lo avisó Emilio Aragón
¿Conseguira este pobre hombre llegar al final de la linea blanca?

Lilith dijo...

JAJAJAJAJAAJJAJAJJAJAJA Es genial!!! lo peor es que me lo creo y todo!!! En Sevilla nuestros hospitales tienen lineas.

Sonia dijo...

¡¡¡Es que es verídico!!! Y es que ya tienen narices los barceloneses de tener una estación de metro llamada Fondo... son ganas de marear al personal XD

 
Vivir para soniar - Templates Novo Blogger