lunes, 22 de junio de 2009

NATIONAL GEOGRAPHIC

La manada rodeaba a su víctima entre gritos y jadeos. La presa saltaba y cambiaba de dirección continuamente, en un intento desesperado de salvarse, de aguantar un poco más, hasta que sus verdugos se cansaran, pero era inútil. Al principio los depredadores la perseguían a ciegas, los machos con más ímpetu, las hembras más sagaces, sin importarles incluso el hacerse daño entre ellos, en el ardor de la persecución. Los primeros golpes, que los depredadores se turnaban para asestar, como si fuese un juego, no la hirieron de gravedad, pero cuando el primer macho consiguió arancarle una pata, la manada recrudeció sus avances.

El pequeño dinosaurio sólo aguantó una hora, una eterna hora de agonía al cabo de la cual, una de las veces, no saltó lo suficientemente rápido ni lo suficientemente alto, y la manada cayó sobre él al unísono, derribándolo y destripándolo con rapidez y efectividad.

Escasos minutos después, los niños volvían triunfantes con las manos llenas de golosinas e incluso con los restos destrozados de la pobre piñata.

Crónica real y veraz del juego de la Piñata durante la fiesta de Dinosaurios de Leo

6 comentarios:

Sweet Pierrot dijo...

:_ Pobre dinosaurio V_v Ya me ha comentado Alba alguna vez que a Leo le gustan mucho los dinos >.< A ver si encuentro mis fósiles de amonitas, por cierto, que los tengo muertos de asco en algun lugar de mi casa XD
Bueno, puez na, era pa decirte que te añado al blog de la tienda, si no te importa >_<

Sonia dijo...

Que me va a importar, mujer! Y si me pasas el enlace añado el tuyo a mi blog resinoso (que le pega más).

Que ilusión me hace descubrir que me vais leyendo *_*

Sweet Pierrot dijo...

Ala, tienes blog resinoso? Caguen, Alba solo me ha pasau este :_ Yo que me pierdo con la mitad de tus kekos ;_;Uu

Url del de la tienda http://themechanicalrabbit.blogspot.com/

A ver si me hago uno pa las resinas... aunque como por ahora solo tengo a la pequeña bolita pecosha pos... XD

Sonia dijo...

¡No me extraña, si me pierdo hasta yo! El último recuento daba 50 (obligada por Alba) y sé que me he dejado alguno...

Te paso el enlace, aunque lo tengo en este mismo blog:

http://mundoderesina.blogspot.com/

Tu nena pecotosa vale por 100 ;-)

Lilith dijo...

Bieeeen me ha recordado un poco el principio de "¿quien puede matar a un niño?" allí también jugaban a la piñata...Yo era un as piñatil en mi infancia, ventajas de una infancia de invidencia.

Minako Ijiwaru Metallium dijo...

La piñata sabe que su destino es morir, igual que las flores.
Curiosamente yo era una "salva piñatas".

Saluditos~

 
Vivir para soniar - Templates Novo Blogger